Aprende facilmnte a hacer crema de marihuana para uso tópico.

Hoy, cambiando un poco la estructura de los últimos posts- recetas, os voy a enseñar a preparar crema medicinal de cannabis o crema de marihuana para usar de forma tópica (aplicación en la piel).

Los tópicos de cannabis medicinal suelen presentarse en lociones, bálsamos, aceites o lubricantes que se aplican en zonas específicas del cuerpo para tratar síntomas como el dolor o la inflamación, irritaciones cutáneas, etc…  En su composición se encuentran una amplia variedad de cannabinoides como el THC y el CBD, pero, los tópicos de cannabis no son psicoactivos, ya que aunque contengan THC activo, no esencia para cremas de marihuanaproducen el típico subidón que experimentamos cuando consumimos de otras maneras la marihuana (ingerida o fumada). Además, si quieres,  puedes añadir a la preparación algún componente más como el aceite de tomillo o aloe vera para potenciar aún más su efecto medicinal y añadir aromas concentrados (lavanda, coco, vainilla, etc…) para hacer la crema de marihuana más atractiva al olfato.

Tras varias investigaciones realizadas años atrás, se ha demostrado que los cannabinoides aplicados de forma tópica tienen amplios efectos muy beneficiosos y pueden ayudar a paliar los efectos de la dermatitis, inflamaciones musculares, esclerosis múltiple, la psoriasis,  y un largo etcétera. También existen cremas de cannabis creadas especialmente para las partes más íntimas del cuerpo. Diseñados para usar en el dormitorio, estos aceites infundidos de cannabis intensifican los orgasmos en él y en ella (por el momento solo se comercializa en Estados Unidos).

Hoy en día existen muchas cremas y bálsamos comerciales que puedes encontrar en el apartado de parafarmacia cannábica en la web de Tecnocultivo Growshop, pero hoy, os voy a enseñar cómo hacerla de forma casera, fácil y sin apenas coste (eso sí, necesitamos un poco de tiempo).

¿Cómo actua la crema de marihuana en el cuerpo?

Cuando un tópico cannabico toma contacto con la zona del cuerpo que requiere tratamiento, los cannabinoides de los que está formado (como el THC y el CBD), interactúan con una red de receptores CB1 y CB2 localizada por todo el cuerpo. Estos receptores forman parte del sistema endocannabinoide de nuestro cuerpo y desempeña un papel fundamental en la organización de una gran variedad de procesos fisiológicos como la memoria, el apetito o el dolor.

Actúa por absorción, sin llegar a introducirse en nuestro organismo o sangre, porcrema-de-marihuana lo que como comentábamos antes no resulta psicoactivo. Los tópicos cannábicos, para que hagan el efecto que deberían, tienen que aplicarse en la zona donde sintamos dolor, frotar con ganas hasta lograr subir la temperatura de la piel por el roce, que se abran los poros de la piel y así, absorban de manera adecuada toda la pomada.

A continuación te mostraré los ingredientes que necesitas y los pasos que has de seguir para poder realizar una crema tópica cannábica medicinal. En nuestro caso, añadiremos a la crema una cierta cantidad de aceite

de romero,  que tiene propiedades calmantes y antiinflamatorias y otra parte de aceite de almendra, que gracias a los ácidos grasos que contiene es beneficiosa para hidratar la piel. También, para  que la crema quede con aspecto tópico o cremoso añadiremos cera de abeja 100% natural que hará endurecer y coger resistencia a la crema. La podremos encontrar en cualquier herboristería a un precio económico.

 

Ingredientes para hacer crema de marihuana.

60 gr. de cera de abejas

300 ml de aceite de oliva o de girasol

100ml aceite de almendra

100ml aceite de romero

1 litro de agua

50 gramos aprox. de cogollos o restos de poda

 

Como hacer la crema de marihuana.

  1. Empezaremos con el mismo proceso que usábamos para realizar el aceite cannabico. En una olla introducimos el agua junto con la marihuana y el aceite de oliva o de girasol.
  2. Con un fuego bajo, iremos subiendo la temperatura de cocción y la mantendremos sobre los 100 ºC, siendo importante que no llegue a hervir y si lo hace, que no sea por demasiado tiempo ya que degradaremos los canabinoides.
  3. Después de 1 hora aproximadamente sin parar de remover, es el momento de filtrar la mezcla anterior. Dejaremos primero atemperar un poco para no quemarnos y con la ayuda de una malla de filtrado, calza o similar, filtramos el líquido a otro recipiente. Si queremos conseguir un aceite fino y limpio podemos filtrar varias veces la mezcla hasta conseguir el punto exacto.
  4. Ahora, con el aceite cannabico filtrado, atemperado y limpio, lo introducimos en la nevera para que solidifique. El aceite no es soluble en el agua, por lo que en pocas horas de frío podrás ver como el aceite se solidifica en la parte de arriba del bol y a bajo de esta se encuentra el agua sobrante, creando dos capas claramente diferenciables.

    pomada-de-marihuana

  5. Entonces, simplemente tendremos que realizar un pequeño orificio en el aceite y vaciar por éste el agua que no vamos a necesitar.
  6. Ya tenemos el aceite preparado para seguir con la elaboración de la crema. Tras separarlo del agua, lo volveremos a poner en un olla de cocción y le daremos calor suave.
  7. Con el calor, el aceite volverá a convertirse en líquido y será el momento de añadir los aceites esenciales. Añadimos al aceite templado el aceite de romero y el de almendra. Removemos bien y dejamos que se mezcle de una manera homogénea.
  8. Añadimos a la mezcla anterior los 60 gramos de cera de abeja y dejamos deshacer. La cera de abeja se derretirá en el aceite y posteriormente cuando pongamos a enfriar la crema, ésta se solidificará creando una crema tópica resistente y cremosa.
  9. Cuando todos los elementos están disueltos y mezclados correctamente, es el momento de introducir el líquido en los recipientes donde se va a quedar la crema para posteriormente usarla.
  10. Colocamos en frío y en unos 10 minutos la crema habrá espesado y nuestra crema de marihuana estará lista para usarla en todas las partes del cuerpo donde suframos alguna dolencia.

Un dato importante es que nunca debemos utilizar estas cremas en zonas de mucosas (boca, interior de la nariz, etc..)

Si conocéis personas mayores, gente con dolencias crónicas, con dolores musculares y os decidís a realizar esta crema de marihuana, sería un detalle regalarles un bote y que noten los beneficios del cannabis, los cuales deberíamos aprovechar todos.

Dejar respuesta